Distribución

Distribución

Su distribución geográfica ha sido muy variable en el tiempo según se extendía el Imperio incaico y el comercio de otras etnias con él, por lo que hay o ha habido poblaciones de llamas en Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú, Chile, Paraguay y Argentina. Actualmente, existen muchos rebaños pequeños de llamas en los Estados Unidos, Europa, Japón y Nueva Zelanda.

Actualmente, su población se encuentra concentrada en las serranías de Bolivia y Perú, que es donde se encuentra la mayor cantidad de estos animales, alcanzando un total de 3,2 millones de cabezas, de las que 2,1 millones se encuentran en Bolivia.